La X Escuela Doctoral recibió a investigadores de Latinoamérica, África y Europa - Universidad Andina Simón Bolívar
Conoce el campus universitario

Noticias Universidad Andina

La X Escuela Doctoral recibió a investigadores de Latinoamérica, África y Europa

2 de agosto, 2022

Con 12 participantes de Ecuador, Costa Rica, México, Venezuela, Kenia, Francia y Argentina, se desarrolló la X Escuela Doctoral, en la Universidad Andina Simón Bolívar, en Quito.

Organizada por el Centro Andino de Estudios Internacionales y el Instituto de Estudios Comparados de Integración Regional de la Universidad de las Naciones Unidas, este espacio convoca a estudiantes de doctorado y jóvenes investigadores para una estancia académica, con la finalidad de exponer e intercambiar sus investigaciones y sus avances.

La convocatoria de la Escuela Doctoral contempla proyectos de investigación, relacionados con el regionalismo latinoamericano, europeo y comparado. Se organiza en dos tipos de actividades. Por las mañanas, se programan conferencias de expertos en los diferentes temas, pero que tienen como elemento en común el tema del regionalismo.

Philippe de Lombarde, director de Instituto de Estudios Comparados de Integración Regional de la Universidad de las Naciones Unidas, explica que, en este año, los conferencistas invitados vienen de la economía, la ciencia política, el derecho y la gobernanza medioambiental.

Cada participante expuso su investigación, y los avances que ha tenido. En algunos casos, ya existen los primeros resultados de tu trabajo. Este momento propicia la retroalimentación, tanto del resto de compañeros como de los conferenciantes.

Michel Leví, coordinador del Centro Andino de Estudios Internacionales, explica que se desarrollan tres líneas de interés: la metodológica, la analítica en la construcción de los argumentos, y la relación que tienen los actores dentro de los temas de regionalismo.

Para Leví, “lo importante es que cada participante tiene nuevas herramientas, nuevos criterios que permiten mejorar la calidad de su investigación y salir del desierto que puede ser en muchos aspectos el trabajar una tesis doctoral”.

 Durante la ceremonia de culminación de la Escuela Doctoral, se entregaron certificados, así como el reconocimiento a los tres mejores trabajos. En este espacio, el rector César Montaño Galarza destacó la entrega de Michel Leví y Philip de Lombarde, para la organización de esta edición.

El rector Montaño compartió con los participantes y destacó que “estamos muy felices de que esta décima edición de la Escuela Doctoral se da en el marco de celebración de los 30 años de funcionamiento de nuestra casa de estudios en el Ecuador”.

Esta experiencia deja alegría en sus investigadores, tal como se sintió en un breve acto de finalización del proceso. “Tuve una retroalimentación muy agradable. Además, me contenté mucho que el tema les gustó. Es un espaldarazo a los procesos que uno viene investigando”, manifestó María Gabriela Ramos, investigadora de Venezuela.

El trabajo de Ramos es acerca de las cadenas de valor y cómo éstas se incentivan a través de los procesos de integración y de financiamiento de las organizaciones multilaterales. “Yo empecé a trabajar con la investigación regional, desde hace diez años. Y con este proyecto en particular tengo unos ocho meses, ya procesando datos”.

Para Ramos, es enriquecedora la experiencia de compartir con profesionales de distintos ámbitos: “me han dado un abanico de opciones para complementar mi trabajo. Más contenta creo que no puedo estar”.

Asimismo, para José Joel Peña, de México, la Escuela Doctoral “superó por mucho mis expectativas. Las conferencias magistrales de los investigadores que convocaron, fueron de muy buen nivel. Y también la participación de mis compañeros. Aprendí mucho. Me llevo muchos comentarios, me llevo críticas, lo cual también se agradece, entonces a seguir trabajado para mejorar la investigación”. Peña trabaja sobre el interregionalismo como estrategia de la política exterior de México.

Los trabajos premiados fueron de los participantes Gaëlle Le Pavic (Francia), María Gabriela Ramos y Daliseth Coromoto (Venezuela).

Noticia-Escuela-Doctoral-Gaëlle-Le-Pavic
Noticia-Escuela-Doctoral-María-Gabriela-Ramos
Noticia-Escuela-Doctoral-Daliseth-Coromoto

Gaëlle Le Pavic,

Ghent University -United Nations University

María Gabriela Ramos, Institución Universitaria Politécnico Grancolombiano

Daliseth Coromoto, Universidad de los Andes, Venezuela

Investigación: “Access to social welfare within and across de facto borders: The role of civil society organisations in the case of Abkhazia and Transnistria”

Investigación: “Cadenas de valor y transferencia tecnológica en América Latina: Un análisis de las relaciones entre las empresas multinacionales, los procesos de integración y las organizaciones multilaterales de financiamiento”

Investigación: “Trayectorias migratorias. Las cadenas y redes de la migración venezolana en el Ecuador (2010- 2021)”

A propósito de la X Escuela Doctoral, presentamos una entrevista con uno de sus organizadores, Philip de Lombarde

¿Por qué la importancia de poder hacer una escuela doctoral?

La importancia de la Escuela Doctoral tiene que ver con el hecho de que estamos creando un espacio para estudiantes de Doctorado, investigadores jóvenes, que trabajan temas sobre regionalismo, regionalismo comparado, regionalismo latinoamericano, enfocándose en la subregión, o comparando procesos en diferentes regiones.

Creo que es único, porque abrimos un espacio de diferentes disciplinas, de diferentes países, que trabajan con diferentes metodologías. Eso es muy enriquecedor para los estudiantes.

Noticia-Escuela-Doctoral-Philippe-de-Lombarde

Cada uno está en su universidad, trabaja dentro de su microcomunidad, que es un ambiente homogéneo en cuanto a pensamiento y disciplinas también. Y aquí uno logra conectarse con personas que miran las cosas de otra manera.

Es un formato muy ágil, flexible que se ajusta a los programas doctorales que tiene cada uno. Se complementa muy bien lo que están haciendo en sus universidades.

Tratamos de traer siempre conferencistas que tienen esos perfiles diferentes y esa diversidad de enfoques. Expertos que vienen de diferentes países y a los cuales los estudiantes de doctorado siempre tienen acceso.

¿En qué medida enriquece combinar los bloques de conferencias con los de exposición de investigaciones?

La idea es que todos aprendamos de todos, no solamente en la mañana. Porque los estudiantes de doctorado ya tienen un recorrido como funcionarios o en la academia. Y han acumulado mucha experiencia, por eso son fuentes de mucho conocimiento. Presentan sus propuestas. Si tienen algo más avanzado, obviamente, ya pueden mostrar resultados. Y reciben retroalimentación de algunos de los conferencistas que están por las tardes, los miembros del comité y de sus colegas. Y eso es muy útil.

¿Cómo se ha caracterizado este grupo?

La mayoría son estudiantes de América Latina. La mayoría son de las Ciencias Políticas, y una minoría de otras disciplinas como Derecho, Economía, Ciencias Sociales, en general.

Hubo más personas que no tienen al regionalismo en el núcleo de su investigación, pero trabajan temas de migraciones o medioambiente. Han sido los dos temas más prominentes de este año. Los desafíos que estamos viviendo en muchas partes del mundo.

 ¿Cuáles son los temas más extendidos en las investigaciones?

China y su influencia en la región; migraciones y refugiados; y medioambiente son los temas más fuertes ahora. El conflicto de Ucrania es muy reciente, entonces, obviamente eso no se traduce todavía en proyectos de doctorado, aunque el tema de la seguridad está volviendo. Ese tema perdió un poco de impulso en las décadas anteriores, pero está como volviendo.

Ya se prepara una siguiente edición…

Hay una intención de seguir, porque creemos que es una escuela que tiene características únicas y que tiene potencial para seguir siendo un lugar de referencia para los estudiantes de doctorado en esas áreas del regionalismo.

STR