0
1
2
3
4

El proyecto Erasmus Plus OPT-IN culminó con la creación de la Maestría en Derechos de la Naturaleza y Justicia Intercultural



Publicado: 30-10-2020

Con más de 30 estudiantes, se inició la primera cohorte de la Maestría en Derechos de la Naturaleza y Justicia Intercultural, que ofrece el Área de Derecho de la Universidad Andina Simón Bolívar, Sede Ecuador.

Si bien, nace desde el Área de Derecho, en ella también participan profesores de otras áreas: Ambiente y Sustentabilidad; Estudios Sociales y Globales; y del Programa Andino de Derechos Humanos. Esto se debe, explica Adriana Rodríguez, coordinadora de la maestría, a que “justamente porque es una malla que está optando por una formación interdisciplinaria, porque el fenómeno de los conflictos socioambientales es realmente complejo. No es algo que solamente desde el derecho se pueda analizar, entender o dar solución. De hecho, es importante pero no puede estar sola; necesita estar acompañada de otras disciplinas.”

La creación de este programa de maestría y la construcción de su malla curricular son el principal resultado del proyecto Operadores Transnacionales Interculturales OPT-IN, en el que participaron universidades de Colombia, Ecuador, España, Francia, Italia, y del cual la Universidad Andina Simón Bolívar fue su sede.

Hace cuatro años, Marco Navas, profesor del Área de Derecho, y ya desde ese entonces miembro del Instituto de Estudios sobre América Latina de la Universidad de Bolonia, participó junto con otros académicos en la elaboración de un proyecto que se presentó al fondo Erasmus Plus de la Unión Europea, con la finalidad de integrar a más universidades. De entre más de 800 propuestas, este proyecto fue preseleccionado, aunque no elegido. Un año más tarde, lo volvieron a presentar, incluyendo el eje de la interculturalidad, con lo cual fue elegido y financiado.

Varias fases conformaron el proyecto, entre las cuales se incluyen reuniones en los diferentes países para capacitaciones. Adriana Rodríguez explica que fueron encuentros de intercambio, porque docentes de la Universidad Andina, entre ellos Ramiro Ávila, Marco Navas, Agustín Grijalva y ella misma no solo recibieron capacitaciones, sino que también dirgieron capacitaciones.

En este proceso, cuenta Navas, hubo debates intensos, porque “una parte de los académicos, desde una visión tradicional, en principio no estaban muy convencidos de la construcción teórica de que los derechos de la naturaleza consten en la Constitución. Es decir, la discusión gira en torno de que la teoría tradicional dice que el sujeto de derechos por excelencia es el ser humano. Y entonces, convencerles de que existe un entorno natural compuesto además por ríos, bosques, etcétera que puede ser sujeto de derechos no fue fácil. En estos eventos de capacitación, nosotros también los académicos ecuatorianos y básicamente de la Andina y de la Flacso no fuimos solamente sujetos de capacitación, sino participamos activamente también debatiendo y capacitando con nuestras visiones”.

Para Adriana Rodríguez, mirar desde la interculturalidad es importante: “quienes más han luchado por la naturaleza han sido pueblos indígenas, pueblos afrodescendientes, quienes tienen otras formas de relacionamiento con la naturaleza”. Por ello, otra fase del proyecto consistió en la convocatoria a una red de colectivos, ONG y entidades relacionadas con la temática, bajo el concepto de stakeholders. Entre ellos, han participado Acción Ecológica, Alianza Global por los Derechos de la Naturaleza; Cedenma. “Eso permitió -señala Rodríguez- un diálogo interesante; es decir que no era una malla construida por los académicos desde la academia solamente, sino que era compartida con la red de la sociedad civil en la que se validaban esas propuestas de la malla”.

Para celebrar el cierre del proyecto OPT-IN, se realizó el encuentro virtual “Naturaleza, interculturalidad y paz”, con el lema “hemos cumplido el gran objetivo del proyecto Erasmus Plus OPT-IN: formar operadores transnacionales e interculturales para la defensa de la naturaleza y la construcción de la paz en la Comunidad Andina”.

Adriana Rodríguez señala que “el proyecto OPT-IN termina con la maestría, pero la maestría tiene que seguir adelante, vinculando otros proyectos y sus propias investigaciones. La mayoría de los estudiantes vienen de la sociedad civil; vienen también del Ministerio de Ambiente, de la Defensoría del Pueblo, entonces están haciendo un trabajo inmerso en la defensa y promoción de los derechos de la naturaleza”.

Entre los estudiantes figuran Esperanza Martínez, de Acción Ecológica. Y también Juan Sebastián Acosta, director de la Alianza por los Derechos de la Naturaleza en Colombia. Uno de sus intereses es justamente el trabajo con las comunidades desde una perspectiva intercultural, puesto que dirige en Colombia el “acompañamiento a comunidades en Nariño y otras localidades, así como en la creación de políticas públicas”. Entre los desafíos académicos que se presentan para Acosta está el lenguaje jurídico, porque es artista.

Además de la Maestría en Derechos de la Naturaleza y Justicia Intercultural, también se han dado otros resultados del proyecto. Marco Navas explica que “en algunas universidades hay módulos, en programas que ya tenían. Por ejemplo, en Rosario en la Universidad Libre hay un módulo dentro del doctorado en Derecho, y yo soy justamente el profesor de ese módulo. Pero la única universidad que ofertó un nuevo programa es la Universidad Andina.”

Las fases de docencia e investigación de la maestría concluirán en septiembre de 2020.

STR

Bookmark and Compartir
icono vistos 273
NOTICIAS
El Área de Historia participa en el proyecto internacional Archival City [Ciudad Archivo], concebido por la Universidad Gustave Eiffel de París....