0
1
2
3
4

La Andina diseña una nueva política de educación continua



El Área de Educación de la Universidad Andina Simón Bolívar, en el marco del Proyecto Trall “Educación para Toda la Vida (Lifelong Learning LLL)”, tiene como objetivo diseñar una política de educación continua de calidad, para satisfacer el interés de conocimiento y formación de los ciudadanos del país.
 
La propuesta de Trall es situar a la educación como eje de desarrollo, por lo que las universidades tendrán el desafío de diseñar un sistema de formación continua que incursione en temas diversos, de vanguardia, destinados a la difusión, actualización y profundización de conocimientos, según las necesidades de las personas, comunidades y de la sociedad en general. 

Este proyecto, que tiene una duración de tres años, es auspiciado por la Unión Europea y ya ha sido implementado en universidades latinoamericanas de Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, El Salvador, México, Paraguay, Perú, Uruguay, Venezuela y Ecuador, con la participación de socios europeos de Italia, Portugal, España, Francia y Holanda. 

Por su parte, la Universidad Andina Simón Bolívar, debido a su estrecho vínculo con la comunidad, tiene experiencias exitosas en educación continua, que reflejan su compromiso con el desarrollo humano de los ecuatorianos. Su reto es construir una política de educación continua que buscará: primero: ofrecer oportunidades de formación que respondan a las necesidades de conocimiento de las personas como también a los intereses de gobiernos nacionales y locales, de gremios, organizaciones sociales y profesionales. Y, segundo, diseñar un sistema de reconocimiento de los aprendizajes no formales e informales como requisito para el ingreso al programa LLL (educación continua) y un sistema de acreditación de los aprendizajes logrados. 

A corto y mediano plazo se espera establecer un diálogo fructífero entre las instituciones de educación superior y las instituciones sociales, para compartir análisis y ejemplos de buenas prácticas de educación continua europeas y latinoamericanas, como insumo para que las universidades diseñen programas de LLL piloto. Dichos programas deberán conjugar de manera articulada su promoción, implementación, monitoreo, evaluación con la investigación, la docencia y la innovación, en búsqueda de la calidad del aprendizaje continuo. 

Mientras que a largo plazo se espera que los gobiernos, los ministerios de educación, los organismos encargados de la educación superior y todos aquellos responsables del desarrollo humano del país, conciban a la educación continua como un eje de desarrollo, e incorporen en sus estrategias institucionales el concepto de ampliación y democratización al acceso a la educación de toda la población.

La propuesta del Área de Educación
El área diseñó una propuesta para capacitación docente sobre la enseñanza inicial de la lectura y escritura, que fue elaborada con base en investigaciones sobre experiencias exitosas de cómo enseñar a leer y a escribir a niños y niñas procedentes de entornos no lectores. En este contexto, la formación docente de este piloto garantiza los objetivos de Trall, de situar a la educación como motor de desarrollo y de ofrecer oportunidades de formación a adultos interesados en actualizarse y profundizar conocimientos con excelencia y calidad.

Adicionalmente, esta propuesta basada en la realidad de los ecuatorianos, recoge las sugerencias y conclusiones de las últimas investigaciones pedagógicas, sicológicas y sociolingüísticas sobre la enseñanza inicial de la lectura y escritura. Su meta es fortalecer en los docentes el liderazgo innovador, con el fin de optimizar la enseñanza de la lectura y de las capacidades escritoras de los estudiantes de educación básica del país, porque reconoce que estas competencias comunicativas son dos herramientas de desarrollo indispensables para el ejercicio pleno de la ciudadanía y el desarrollo profesional y social de las personas y pueblos.

El Programa Escuelas Lectoras asume la exigencia de elevar los niveles de profesionalización pedagógica de los docentes del país. Propone una metodología nueva, desde el desarrollo del sentido y significado que tienen la lectura y escritura en los contextos cotidianos de los estudiantes. En consecuencia, explora maneras de abordar el hecho educativo desde su vinculación con los problemas sociales más amplios que vive la sociedad ecuatoriana, por ejemplo, en relación con la inclusión, la educación bilingüe, la atención a la diversidad y “superar la lógica segmentadora y reproductivista de una sociedad injusta”, como lo propone el Plan Nacional Para el Buen Vivir.

La propuesta piloto de este programa busca fortalecer las capacidades de 60 docentes de las escuelas del cantón Cotacachi para la enseñanza de la lectura y escritura, enmarcado dentro de la nueva concepción de competencias socioculturales de alto nivel cognitivo y mejorar la calidad de la educación del cantón.